A su disposición de lunes a viernes, en un amplio horario de atención, comprendido entre las 8:00h y las 20:00h ininterrumpidamente

Enero. El mes de los buenos propósitos, ¿verdad? ¿Quién no ha aprovechado el nuevo año para prometerse a sí mismo un cambio en su alimentación, hacer más deporte, aprender inglés o perder peso? Si tu objetivo es que la báscula no sea una enemiga, debes tratar de no cometer errores en la dieta de adelgazamiento. Desde Clínicas Por Tu Salud vamos a comentarte algunos de los fallos más habituales que hay que evitar.

 

Ya sabes que con nosotros tendrás a tu lado el más completo consultorio médico especializado donde te asesoraremos sobre nutrición y dietética. Si necesitas consejo o guía, ponte en las manos de nuestros médicos especialistas y te ayudaremos en todo lo que necesites, acompañándote mientras alcanzas tus objetivos.

Gracias a la ayuda de verdaderos profesionales, será muchísimo más sencillo no cometer errores en la dieta que puedan provocar que no consigamos alcanzar los objetivos deseados.

1. No ser realista

Este es, sin lugar a dudas, el error más grande que podemos cometer al iniciar cualquier dieta de adelgazamiento. Fijarnos objetivos casi imposibles provocará que nos desmotivemos mucho más rápido al no ver progresos a corto plazo. Tenemos que conocer nuestro cuerpo y saber el ritmo al que perderemos peso. Además, todas nuestras metas tienen que ser a largo plazo, tanto la pérdida de kilos como de grasa corporal.

2. Fiarte de las ‘dietas milagro’

“En apenas cuatro semanas perderás hasta 12 kilos”. Típico enunciado de dieta milagro del que debemos huir sin mirar atrás. Esta manera de perder peso no es sana, no nos ofrecerá una dieta equilibrada y, lo más seguro, es que tenga un efecto rebote que nos haga recuperar el peso una vez que la abandonemos.

3. Comer poca cantidad

El tercero de los errores en la dieta que no debemos cometer es no comer lo suficiente. Ninguna dieta nos ha de hacer pasar hambre. Obviamente, para perder peso hay que ingerir menos de lo que consumamos. El secreto está en elegir aquellos alimentos que nos sacien antes y con un alto poder nutritivo.

4. Restringir comidas

El secreto para perder peso es comer cinco veces al día. Repartir toda nuestra ingesta cada poco tiempo en vez de pasar largas horas sin ingerir nada desde el desayuno hasta la comida. Comiendo poco cada menos tiempo controlaremos el hambre y mantendremos nuestro metabolismo en niveles óptimos.

5. No desayunar

¿La comida más importante del día? Seguramente, ya que es la primera tras nuestro descanso. Saltarse el desayuno es un error en la dieta que no podemos cometer.

7. No hacer deporte

Para terminar, no dejes de lado la actividad física, esencial para perder esos kilos de más.

Invierte en Salud

Pide cita

Invierte en Salud

Invierte en Salud

 Reconocimientos médicos

Reconocimientos médicos